El ‘palacín’ de la justicia se incorporó a la carrera por el decanato del CAL

0
17

(Aeronoticias).- Dicen que la vida es un sueño, y que a veces los sueños se hacen realidad. Y el pueblo peruano tiene sed de justicia y sueña con que mejoren los servicios de administración de justicia, los ministerios y la administración pública en general.

En noviembre del 2013, 60 mil agremiados del Ilustre Colegio de Abogados de Lima decidirán su destino. Las tendencias están marcadas. Esta institución gremial podrá seguir siendo un botín de los partidos políticos, postergando los intereses de todo un gremio, o se independizará. de una vez por todas, de la política votando por una lista independiente, totalmente gremialista y que, por supuesto, en sus filas no lleve a ningún representante de estos partidos.

Dentro de este contexto, un grupo de activistas humanitarios no tuvo mejor idea que simbolizar la esencia espiritual de uno de los candidatos, Julián Palacín Fernández, con la creación del «Palacín» de la justicia, que es un simpático personaje que deambula por las calles de Lima, desparramando amor, amistad, cariño y un profundo deseo de justicia y paz.

Creemos que en una sociedad que está enferma con feminicidios, con maltrato a la mujer, corrupción, falta de liderazgo de los poderes públicos, y en general desvalores que obnubilan la visión del ser humano, fin supremo de toda la sociedad y el Estado, la aparición de este personaje es un poco un toque de transparencia y optimismo para que, en un gremio tan importante como es el Colegio de Abogados de Lima impere ese deseo desde las profundidades de más de 209 años de historia desde su creación, que simplemente haya justicia y que a los ciudadanos se les dé mejor servicio en el poder judicial, en el Ministerio Público, en la administración pública y que Perú pueda amalgamar una sociedad con principios y valores. Esa es la hoja de ruta de este simbólico personaje llamado el «Palacín» de la justicia que nos divertirá hasta el mes de diciembre con su presencia humilde, muy espiritual, de mucha bondad y amor al prójimo, y fundamentalmente como un gladiador de la justicia.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here