EX PRESIDENTE DE TAIWÁN ES CONDENADO A CADENA PERPETUA POR CORRUPCIÓN

0
35
El ex presidente de Taiwán, Chen Shui (58), fue condenado hoy a cadena perpetua y a pagar una multa de 200 millones de dólares taiwaneses (6,09 millones de dólares estadounidenses), tras ser declarado culpable de varios cargos de corrupción, así lo informó el juez Tsai Shou-hsin durante la lectura de la sentencia.

Además el tribunal condenó a la esposa de Chen, Wu Shu-chen,  que se encuentra postrada en una silla de ruedas, a una multa de 300 millones de dólares taiwaneses, informó DPA.

 

 
 
El hijo del ex presidente, Chen Chih-chung, fue sentenciado a 30 meses de prisión por haber ayudado a sus padres a lavar dinero en el extranjero. Su nuera, Huang Jui-ching, fue condenada por el mismo delito a 20 meses de cárcel, pero quedó puesta en libertad condicional por cinco años.

El tribunal también pidió a la fiscalía que investigue la eventual implicación en el delito de malversación de la hija de Chen, Chen Hsin-yu, y su yerno, Chao Chien-ming.

Chen Shui se encuentra recluido desde el 30 de diciembre del 2008 en el Centro de Detención de Taipei.

Chen y su esposa fueron acusados de malversación de fondos del Estado por 2,97 millones de dólares, de haber aceptado sobornos por 14 millones de dólares, lavado de dinero, tráfico de influencia, extorsión y falsificación de documentos durante sus ocho años de mandato.

Seguidores del ex presidente Chen protestaron frente a la sede del tribunal contra las condenas, al considerar que el ex presidente y su familia son inocentes y que las sentencias estaban políticamente motivadas.

Chen ha rechazado los cargos, denunciando que su detención y el juicio forman parte de una persecución política por parte del gobierno del presidente Ma Ying-jeou, del Partido Nacionalista Chino, que busca mejorar las relaciones taiwanesas con China.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here