Fiscal de la Nación es el guardián de la legalidad en el Perú en el caso Keiko Fujimori

0
20
(Aeronoticias).- Luego de que la Fiscal de la Nación, Dra. Gladys Echaíz descartó que su decisión de abrir una investigación preliminar a Keiko Fujimori y sus hermanos sea parte de una campaña para desprestigiar la candidatura presidencial de la citada congresista se a abierto el debate en razón a que distintos políticos desconociendo los principios constitucionales que consagran la autonomía del Ministerio Público han pretendido cuestionar a esta institución.

 “Nunca he permitido ni permitiré que nadie interfiera en mi función, no soy objeto de uso de nadie ni me manejo al vaivén de lo que digan los políticos”, declaró a El Comercio la Fiscal de la Nación Gladys Echaíz tras señalar que, al abrir investigación sobre la finaciación de los estudios de Keiko Fujimori y sus hermanos, solo busca esclarecer un hecho presuntamente irregular en cumplimiento de su función, según declaraciones que publica el diario El Comercio.

 

Fiscal de la Nación es el guardián de la legalidad en el Perú en el caso Keiko Fujimori
 
La parlamentaria Keiko Fujimori había señalado el último miércoles que la titular del Ministerio Público se había prestado a una campaña de desprestigio en su contra, y ayer por la mañana el presidente de la Comisión de Justicia, Rolando Sousa, comentó que se había “instrumentalizado” al Ministerio Público para “bajarse una candidatura”.

“Si dicen que estoy siendo instrumentalizada por el poder político, no entiendo por qué el presidente del Consejo de Ministros sale a decir que mi decisión de abrir investigación es un exceso”, indicó la magistrada.

Efectivamente, Javier Velásquez Quesquén había declarado que le parecía un exceso “reabrir una investigación al cabo de diez años”, sin embargo el político desconoce que nadie puede avocarse a causas pendientes ante el Ministerio Público y en todo caso no tiene en cuenta que las distintas investigaciones fiscales han interrumpido o suspendido la prescripción.

La Fiscal de la Nación, Dra. Gladis Echaíz precisó que no buscó este caso, sino que se lo derivaron sus fiscales provinciales, pues se inhibieron de verlo y lo remitieron a la Fiscalía de la Nación. Aclaró, además, que el caso empezó recién el año pasado a raíz de un oficio que envió el fiscal supremo José Peláez tras finalizar el megajuicio a Alberto Fujimori.

Dijo que no estaba en contra de nadie y que simplemente ha abierto una investigación para acopiar evidencias y que, en base a ellas, se verá si hay elementos de juicio para decidir una denuncia o archivar el caso. “¿Cuál es el problema? Veo mucha preocupación. Si uno no ha cometido nada malo, no tiene por qué preocuparse”, acotó respecto a la renuencia de los fujimoristas a que su lideresa sea investigada.

El Presidente de la Corte Suprema, Dr. Javier Villa Stein en un lapsus jurídico se sumo en el cargamontón que ha recibido Echaíz quien dijo que no le parecía bien reabrir “un asunto que ya habría prescrito”. La fiscal de la Nación recalcó que no se estaba reabriendo nada y que el caso era nuevo, habría que recomendar al Dr. Villa Stein que reexamine el caso para verificar si han existido suspensiones o interrupciones a cualquier prescripción por las investigaciones del Ministerio Público, y en todo caso tener en cuenta que las decisiones del Ministerio Público se basan no solo en la Constitución Política del Estado, sino en los instrumentos internacionales que protegen los derechos humanos y en todo caso quienes defienden a la sociedad son los fiscales y cuando se pretenden cuestionar sus decisiones contra lo que se dice la Constitución y la Ley se atenta contra la jurisprudencia y el estado de derecho.

La Fiscal de la Nación en opinión que merece respeto puntualizó que había interés de algunos sectores por querer interferir políticamente en la investigación. “Hay políticos que se permiten emitir juicios y adjetivar sobre un caso que no conocen”, dijo.

Destacó que se estaba investigando a los hermanos Fujimori desde que cumplieron la mayoría de edad. Por ahora se está acumulando documentación y aún no se ha programado citar a los investigados.

La fiscal de la Nación abrió investigación preliminar el 20 de julio de este año, después de que fiscales provinciales que estaban viendo el caso lo derivaran a su despacho al no ser competentes en el tema de enriquecimiento.

La investigación que se archivó fue la relacionada con el delito de peculado, ya que este había prescrito. Sobre la premisa de que no se puede acusar de complicidad si no hay un autor del delito, Echaíz dice que hay un precedente.

El precedente es el caso del general Walter Chacón: la justicia condenó a su familia por complicidad en el delito de enriquecimiento ilícito, pese a que el militar había sido separado del proceso.

Aeronoticias
ve con simpatía a la señora Keiko Fujimori ya que es una joven que ha demostrado coraje y decisión y siempre ha deslindado con la corrupción, sin embargo consideramos que el Ministerio Público es el guardián de la legalidad en el Perú y de acuerdo al Art. 5 de la Ley Orgánica del Ministerio Público, los fiscales actúan independientemente en el ejercicio de sus atribuciones las que desempeñan según su propio criterio y en la forma que estimen más arreglada a los fines de su institución, según sentencia Exp. 01136-2010 – PA.TC del Tribunal Constitucional, por lo que no apreciándose que los hechos cuestionados por los políticos en relación a la decisión de la Fiscal de la Nación incidan sobre el contenido constitucionalmente protegido del derecho reclamado no procede ningún cuestionamiento como lo dice inclusive el Art. 5 inciso 1 del Código Procesal Constitucional.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here