HISTÓRICO: EL VATICANO ADMITE LA ORDENACIÓN DE ANGLICANOS CASADOS COMO SACERDOTES

0
7
La Iglesia Católica decidió recibir aquellos que deseen «entrar en plena y visible comunión con Roma». Para ello, el Papa dictó una «Constitución Apostólica» que prevé «ordinariatos especiales». Ello significa que esas comunidades seguirán dependiendo de su actual obispo anglicano y no del obispo diocesano católico con jurisdicción en el territorio de tales comunidades.

La «Constitución Apostólica» prevé que los clérigos anglicanos casados que entren en la Iglesia Católica podrán recibir la orden sacerdotal según el rito romano, dijo el cardenal William Joseph Levada, prefecto de la Congregación de la Doctrina de la Fe. El Vaticano les permitirá seguir siendo curas e incluso autorizará la ordenación como sacerdotes católicos de los seminaristas hasta ahora anglicanos que también estén casados.

HISTÓRICO: EL VATICANO ADMITE LA ORDENACIÓN DE ANGLICANOS CASADOS COMO SACERDOTES

Sin embargo, los obispos anglicanos casados serán admitidos como sacerdotes y sólo podrán continuar con la jerarquía obispal aquellos que sean célibes, la Constitución Apostólica será publicada en las próximas semanas y en ella, el Papa Benedicto XVI introduce «una estructura canónica» que prevé la admisión «corporativa» de estos fieles.

La institución de los ordinariatos personales «permitirán a estos fieles, hasta ahora anglicanos, entrar en comunión plena con la Iglesia católica y conservar al mismo tiempo elementos del específico patrimonio espiritual y litúrgico anglicano», señaló la Santa Sede en una declaración distribuida durante la conferencia de prensa y recogida por la agencia Europa Press.

La Constitución Apostólica, que inicialmente debía conocerse hoy, será hecha pública «dentro de algunas semanas» debido a los trabajos de traducción, que todavía no han concluido, explicó el cardenal Levada, prefecto de la Congregación para la doctrina de la Fe.

«Hemos intentado responder de modo unitario y equitativo a las peticiones para una plena unión que nos han presentado numerosos fieles, hasta ahora anglicanos, procedentes de distintas partes del mundo en los últimos años», explicó el cardenal.

Aeronticias considera resaltar que se trata de entre 30 y 50 obispos y «centenares de fieles» que ya manifestaron su deseo de entrar a formar parte de la Iglesia católica, explicaron a la prensa Levada y monseñor Joseph Augustine Di Noia, secretario de la Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos.

«La vigilancia y guía pastoral» de estas comunidades será confiada a un ordinariato personal, cuyo ordinario será habitualmente nominado por el clero hasta ahora anglicano, precisa la declaración emitida por El Vaticano. Sin embargo, después de la ordenación, no se podrán casar, tal y como prevé la tradición católica. Por su parte, los obispos anglicanos casados pasarán a ser sacerdotes, mientras que sólo podrán permanecer obispos los que sean célibes. Levada admitió que la Iglesia anglicana está atravesando un período «de dificultad» aunque insistió en que estas nuevas instrucciones no representan «en ningún modo una disminución» del «compromiso ecuménico» con la parte de la comunidad anglicana que no pasará a formar parte de la Iglesia católica.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here