Los aviones no tripulados, ¿la gran oportunidad para Europa?

0
158

(Aeronoticias).– La industria aeronáutica liderada por EADS reclama compromiso e inversión a medio plazo por parte de los Gobiernos de la Unión Europea. Una posibilidad podría ser aunar esfuerzos para desarrollar un avión no tripulado de uso civil y militar, que rivalice con los prototipos de Estados Unidos e Israel. Las empresas del sector aeroespacial mantienen una relación ambivalente con los países, que suelen ser, a la vez, promotores de nuevos desarrollos y futuros clientes. Así sucedía hasta ahora en materia de aviación militar. Pero la drástica caída en los presupuestos de Defensa ha obligado a redefinir la situación. Por ejemplo, en Europa. “No puede pedir esfuerzos a todas las empresas de la industria y luego cubrir sus necesidades con todo lo que viene de fuera”, defiende Domingo Ureña, presidente de Airbus Military, la división militar del gigante aeroespacial EADS. Al mismo tiempo, el directivo insta a los Gobiernos a fijar un proyecto a largo y medio plazo, que determine la política de I+d+i en la industria, y que se adapte al sector aeronáutico como éste se adecúa a los cambios presupuestarios. “Incluso, en momentos difíciles, los Gobiernos como el de España tienen que invertir en futuro porque, de lo contrario, prolongarán su agonía a corto y medio plazo”, apunta Ureña. Una vez conseguido el propósito de que ambos remen en la misma dirección, llegará el momento de decidir cuál es el gran proyecto. El ejecutivo de EADS deja caer una palabra, UAV, las siglas que esconden a los aviones no tripulados. Eso sí, con condicionantes: que haya países clave que defiendan su importancia para el conjunto de Europa, que cubra tanto las necesidades civiles como militares y que las industrias implicadas sean capaces de ponerse de acuerdo. Una nueva generación El gran desafío, en opinión de Ureña, es “imaginar cuál será la siguiente generación, hay que ser ambiciosos en su concepción porque, para replicar lo que ya hay, no merece la pena”. Es decir, los prototipos que ya se fabrican en Estados Unidos e Israel. Y, ante todo, “debe ser exportable desde el principio porque Europa no será suficiente para cubrir los costes del programa”. De nuevo, surgen los roces. En 2012, EEUU dio luz verde al uso comercial de los UAV, también conocidos como drones, lo que disparó la polémica sobre la seguridad ciudadana. Mientras, en Europa, las miradas están puestas en Bruselas y en la posibilidad de que permita a EADS, Dassault (Francia) y Finmeccanica (Italia) participar en el desarrollo de un prototipo de media altitud y larga duración.

 

Fuente: expansion

Foto: cadenaser

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here