Mirna Grandez quiere lucrar con su accidente en el Edificio Capital

0
7

(Aeronoticias) El 14 de febrero de 2013 hubo una manifestación frente al edificio Capital en San Isidro organizada por el grupo “Justicia para Mirna”, que defiende los derechos de una joven madre que sufrió un grave accidente en el ascensor marca SCHINDLER en el edificio Capital el 14 de febrero de 2012.

El abogado de Mirna es Carlos Alberto Pajares Arana, que pasara por Essalud ver: http://peru21.pe/2012/02/09/impresa/asesor-legal-essalud-tiene-ocho-denuncias-2011069 y quien según el diario Perú21 habría tenido una serie de cuestionamientos que habrían originado el 10 de febrero de 2012 su separación del cargo de asesor legal de Essalud ver: http://peru21.pe/2012/02/10/actualidad/separan-asesor-legal-essalud-2011269, y que estaría colegiado en el Colegio de Abogados del Callao Registro CAC 4562, este letrado habría diseñado una estrategia jurídica peculiar de presión mediática, victimizando a Mirna y diciendo que las empresas responsables no se han querido hacer cargo de los gastos médicos, de sus operaciones, de los pagos a la clínica, del hogar de reposo en que hoy alberga, es decir que sus victimarios son malas personas irresponsables, negligentes, amorales y que también tendrían antecedentes penales y que están buscados por la Policía según afiches que repartieron, nada más falso, lo que demostraría que se está sorprendiendo a los medios de comunicación, entre ellos al diario El Comercio que según se nos ha informado publicaría un artículo el día de mañana.

 Mirna Grandez quiere lucrar con su accidente en el Edificio Capital

Foto1: El abogado Carlos Alberto Pajares Arana y su defendida Mirna Grandez Bardales

 

LA ESTRATEGIA LEGAL DE MIRNA GRANDEZ BARDALES

Ocurrido un accidente, lo normal es que la víctima a través de sus abogados interpongan una demanda judicial por indemnización por responsabilidad extracontractual, daños y perjuicios contra los presuntos responsables, sin embargo quienes eventualmente habrían podido tener alguna responsabilidad, como es el caso del propietario del edificio “IBER RENT”, o ascensores “SCHINDLER” cuyo desperfecto originó el accidente y la administradora del edificio “CORPORACION MG” o “G4S” que manipuló el ascensor al hacer el rescate para salvar a Mirna “responsablemente” cubrieron todos los gastos médicos, inclusive le vienen pagando hasta la fecha un hogar de reposo en Pueblo Libre y a través de sus Compañías de Seguros y Reaseguros estuvieron dispuestos hace más de 9 meses a pagarle una indemnización justa.

LUCRAR CON UN ACCIDENTE

Nuestra unidad de investigación tomó conocimiento que el abogado Carlos Alberto Pajares Arana, a quien Mirna Grandez Bardales le ha otorgado un Poder inscrito en la Partida N° 12915512  de la SUNARP, pretende que a Mirna se le pague cinco millones doscientos mil nuevos soles más una suscripción de un plan médico integral de tres millones de nuevos soles más, es decir su petitorio es que un lesionado lucre con un beneficio indebido, ya que jamás en la historia del derecho peruano se han pagado estos montos exorbitantes, que lógicamente están fuera de toda realidad y harían quebrar al sistema de seguros o a las mismas empresas.

 

Foto2: El abogado Carlos Alberto Pajares Arana filmando la manifestación ¿Por qué no se ubicó al lado de su defendida?

 

Nosotros nos preguntaríamos si el diario El Comercio le habría pagado alguna vez a uno de los periodistas que ha muerto en misión de servicio o que han quedado lesionados, una indemnización semejante, pues no, no lo ha hecho este medio de prensa ni ninguna empresa en el país, estas son ficciones creadas muchas veces por abogados que escapan a cualquier realidad y que lógicamente buscan confundir a la opinión pública tratando de desdibujar la imagen de empresas, para de esta forma presionarlas para que paguen sumas indebidas.

¿ES ÉTICO NO DECIR LA VERDAD?

Pudimos ver en el video que obra en nuestro poder del grupo “Justicia para Mirna” del 14 de febrero del 2013 en el edificio Capital en la manifestación en defensa de sus derechos organizada por el abogado de Mirna Grandez Bardales, Carlos Alberto Pajares Arana,  entre otros excesos antiéticos distribuyó un afiche en donde se incluyó la fotografía de dos personas honorabilísimas de la empresa “IBER RENT” y “CORPORACION MG” poniendo la palabra “SE BUSCA” como si fueran delincuentes con antecedentes penales, ya que se les puso el sello que dice: PNP con un número y en los reclamos se manifestaba que las empresas responsables no habían ayudado a Mirna, lo que no seria verdad ya que hasta la fecha se había contabilizado más de S/.300,000 (Trescientos mil nuevos soles) en gastos de operaciones, cirugías, honorarios de médicos, facturas de la clínica y pagos al hogar donde se aloja Mirna, todos pagados por las empresas que según Mirna Grandez Bardales jamás la ayudaron, lo que nos demuestra que mentir no sirve ya que el tiempo es el mejor testigo de la verdad.

Tenemos que decir que este modus operandi pondría en peligro la vida y la seguridad de los dos ejecutivos de estas empresas, difamados tan alegremente con la autoría intelectual como se ve en el video por parte del abogado de Mirna Grandez Bardales, Carlos Alberto Pajares Arana, cuyos antecedentes los publicó en una documentada investigación el diario Perú21: http://peru21.pe/2012/02/09/impresa/asesor-legal-essalud-tiene-ocho-denuncias-2011069, http://peru21.pe/2012/02/10/actualidad/separan-asesor-legal-essalud-2011269

Quien pretende lucrar con un accidente siguiendo una estrategia mediática, tratando de desacreditar el nombre de honorables empresas y de sus ejecutivos, sin tener el valor de interponer una demanda judicial de daños y perjuicios, demuestra  que algo está mal, ya que nadie niega el derecho de una joven madre a una indemnización por los daños y perjuicios que sufrió y su derecho a un plan médico integral que nosotros en nuestra línea editorial respaldamos, lo que no es ético es tratar de lucrar por un accidente ya que si fuera el caso habría que precisar para que conozca Mirna cuánto pagaron de indemnización por cada uno de los muertos de la discoteca Utopía, cuánto se paga de indemnización por los lesionados en el SOAT o por los lesionados o muertos que al año superan los 3,000 en los accidentes de transporte terrestre.

 

Foto3: El abogado Carlos Alberto Pajares Arana detrás filmando… Nos hubiera gustado verlo al lado de Mirna, dando la cara por su defendida y no detrás de bambalinas

 

Es un principio de derecho de quien sufre un daño debe probar y la jurisprudencia nacional e internacional es clara, Mirna Grandez Bardales ganaba S/. 1,200 (Mil doscientos nuevos soles) por mes y recibirá un pensión y en la cuantificación del daño nuestra jurisprudencia en el mejor de los casos multiplica este monto hasta que ella se hubiera jubilado, es decir 1,200 por 12 por 35 años, que en el mejor de los casos le darían un lucro cesante de S/.504,000 (Quinientos cuatro mil nuevos soles) reducida a la pensión y con un daño moral de S/.50,000 (Cincuenta mil nuevos soles) en el mejor de los casos le correspondería US$200,000 (Doscientos mil dólares) , pero su abogado pretende 2 millones de dólares, mejor imposible que valla al Poder Judicial, ya que sorprendiendo a los medios de comunicación para dañar la imagen de empresas respetables no es una conducta ética.

 

Foto 4: Mirna y un poco más adelante dándole la espalda, su abogado quien filma la manifestación

 

Los abogados son servidores de la justicia y colaboradores de su administración y su deber profesional es defender con estricta observancia a las norma jurídicas y morales los derechos de su patrocinado, pretender lucrar con un incidente puede ser perjudicial para el mismo cliente, ya que tendrá que pasar por 7 años de proceso judicial en el cual nuestra jurisprudencia por citar un caso en la muerte de la señora Eleuteria León por negligencia médica Exp. 90561-2004, ha fallado para que Essalud pague S/.150,000 (Ciento cincuenta mil nuevos soles) y ya van 9 años de proceso y quedan 5 más para que si quiera los herederos reciban cuánto….. pues US$60,000 (Sesenta mil dólares), es por eso que hoy hay una guerra mediática de Mirna Grandez Bardales quien por recomendación de su abogado presiona a los medios de comunicación tratando de ensuciar la imagen de empresas serias, la verdad es que con un buen abogado especialista en responsabilidad extracontractual ya se hubiera firmado una transacción extrajudicial justa con las 3 compañías de seguros que han asumido el riesgo, se hubiera logrado un plan integral de Essalud y el caso estaría cerrado, pero cuando la codicia y el lucro y la falta de experiencia y especialización jurídica en estos temas prima, pues se sorprende a los medios de comunicación y se sigue con una exposición mediática que no va llegar a nada, salvo que Mirna decida cambiar la estrategia o de abogado y transe extrajudicialmente y sin pretender un lucro indebido cierre su caso humano y justo en los mejores términos.

Foto 5: El abogado de Mirna ejerciendo su derecho de defensar de filmar

{jathumbnail off images=»images/stories/13/02/200213/mirna_2.jpg,images/stories/13/02/200213/1.jpg,images/stories/13/02/200213/3.jpg,images/stories/13/02/200213/5.jpg,images/stories/13/02/200213/6.jpg»}

PODER PARA COBRAR A SU ABOGADO

Revisamos en Registros Públicos en la Partida N° 12915512 de la SUNARP y nos encontramos con la sorpresa que el Poder que le otorga Mirna Grandez Bardales a su «abogado» le da la facultad de cobrar, es decir en el supuesto de que Mirna transe el dinero según este Poder tiene que ser entregado a su abogado, quien tiene facultad para cobrar, esta cláusula no es usual, consultamos con abogados de reconocido prestigio nacional e internacional en indemnizaciones y nos expresaron que siempre cobra el cliente, es decir debería cobrar si se transa, Mirna Grandez Bardales y luego ésta pagarle sus honorarios al abogado, entonces la pregunta que nos hacemos de un punto deontológico, ¿cuál es la razón por la cual Mirna Grandez Bardales le entrega poder a su abogado para cobrar el monto de su indemnización por transacción o ejecución de sentencia?, ¿tiene justificación ética esta facultad delegada desde el punto de vista del Código de Ética de los Colegios de Abogados del Perú, un tema para el debate, especialmente del contexto de las investigaciones que ha venido realizando el diario Perú21 sobre este letrado, nuestra opinión es que quien tiene que cobrar la indemnización es la víctima, eso es lo usual, pero en fin el Poder por Escritura Pública que ha dado Mirna Grandez Bardales dice otra cosa y no aclara el pacto de cuota litis que quisiéramos conocer, ya que el Código de Ética de los Colegios de Abogados del Perú tienen reglas al respecto en defensa de los ciudadanos que suponemos se debe haber cumplido.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here