«EE.UU. creó el pivote asiático para frustrar el Banco Mundial chino»

0
16

(Aeronoticias).- El proyecto de la nueva Ruta de la Seda anunciada por China crearía crecimiento económico para países como Afganistán e Irán y generaría billones de dólares para el mundo, opina la analista Ann Lee, que acentúa que EE.UU. se opone a la iniciativa.

Según filtra la agencia de noticias Xinhua, habrá dos Rutas de la Seda: la terrestre y la marítima. La ruta terrestre incluirá ferrocarriles de alta velocidad y autopistas. Empezará en China central y seguirá hacia el norte de Irán para luego dirigirse al oeste y continuar a través de Irak, Siria y Turquía hacia Europa, donde pasará por Bulgaria, Rumanía, la República Checa, Alemania y Países Bajos, y de ahí hacia el sur hasta Italia, donde enlazará con la Ruta de la Seda marítima.

Los barcos que cubran la ruta marítima zarparán del puerto de Cantón, en el sur de China, y antes de dirigirse al estrecho de Malaca, entre la costa occidental de la península malaya y la isla indonesia de Sumatra, pasarán por varias ciudades costeras chinas. Desde la capital malasia, Kuala Lumpur, la ruta continuará hacia la India y Kenia, doblará el Cuerno de África, cruzará el mar Rojo y entrará en el Mediterráneo, hará una parada en Atenas y finalmente las embarcaciones llegarán a su destino final, Venecia (Italia).

Pero el proyecto requiere no solo una nueva infraestructura de transporte, sino también nuevas estructuras financieras que deberán respaldar las masivas inversiones en el proyecto. Según el diario ‘The Financial Times’, 10 países ya han firmado memorandos de entendimiento para crear el Banco de Inversiones en Infraestructuras Asiáticas (AIIB), la alternativa china al Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional. Está programando que el AIIB lanzará sus primeras operaciones ya a finales de este año.

 

Fuente: RT

Foto: RT

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here