Reforma de salud afectaría a aseguradoras al comienzo

0
13
Las empresas aseguradoras reciben grandes beneficios en el proyecto de reforma de salud del Senado, unos 20 millones de nuevos asegurados y ninguna competencia por parte de un nuevo plan del gobierno.
Sin embargo, el goce de esas concesiones no entraría en vigencia por algún tiempo.
El proyecto impone considerables nuevos impuestos y normas de cobertura de salud que afectarán a las aseguradoras al obligarlas a cubrir a más personas enfermas sin ganar a más asegurados saludables y de bajos ingresos, destacaron los expertos. Tampoco hace lo suficiente para controlar los costos de salud.
El asunto es buscar la manera de hacer que los nuevos clientes brinden ganancias, dijeron los analistas.
«La interrogante es si se podrá aprovechar esa oportunidad. Por lo menos algunos lo intentarán», destacó Miller Tabak, analista de la firma Les Funtleyder.
El proyecto de ley del Senado es más favorable para las aseguradoras que el anteproyecto aprobado por la Cámara de Representantes, el cual contiene una opción administrada por el gobierno a fin de que los consumidores obtengan seguros individuales, algo que las empresas aseguradoras han objetado en todo momento. Les preocupa que un plan administrado por el gobierno funcione con tarifas por debajo de los precios del mercado pueda significar una competencia desleal.
Aunque el anteproyecto del Senado aún tiene que ser conciliado con el de la cámara, muchos observadores creen que el plan del gobierno, que ha sido llamado como «opción pública» desaparecerá por falta de respaldo en el Senado.
Ambos documentos instan a la creación de un intercambio de seguros que ayudará a la gente a comprarlos. Es probable que las aseguradoras pierdan dinero al recibir clientela de esos intercambios, dijo Robert Laszewski, un ex ejecutivo de una aseguradora y presidente de una firma asesora de seguros de salud, Health Policy and Strategy Associates.
Es como un canje: las personas sin seguro tendrán que comprarlo y en algunos casos se les ayudará con subsidios para pagar o serán multados si no lo hacen. Las aseguradoras a su vez no podrán negar cobertura con base en enfermedades preexistentes tales como diabetes o cáncer.
Pero las multas son mínimas y los subsidios escasos para motivar a la gente a comprar seguros, afirmó Laszewski. Las multas propuestas por el Senado son de 95 dólares en el 2014 y suben a 750 dólares en el 2016.
Las aseguradoras se adaptarán a la reorganización y en algún momento lucrarán. Tendrán que adaptar sus precios y acomodar sus impuestos, tarifas y las nuevas regulaciones una vez que se aclare qué tipo de cobertura tendrán que dar a los nuevos clientes, afirmó Brad Fluegel, estratega de la firma WellPoint Inc., una importante empresa aseguradora de salud con el mayor número de asegurados en el país.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here