Se inauguró el Costume Institute Gala del Museo Metropolitano de Artes de Nueva York

0
10

(Aeronoticias) Después del éxito cosechado la pasada temporada con el diseñador británico Alexander McQueen, Italia se corona como la reina absoluta del Museo Metropolitano de Nueva York (MET), protagonizando la exposición central de moda de esta primavera de la mano de los diseños de Miuccia Prada y Elsa Schiaparelli.

La muestra, bautizada con el nombre de Schiaparelli y Prada: Conversaciones Imposibles, homenajea el legado de dos icónicas diseñadoras y mujeres transgresoras, la primera (1890-1973) asociada con el movimiento surrealista de la primera mitad del siglo XX y la segunda (1949), con la naturaleza ecléctica del Posmodernismo.

A lo largo de cien piezas y 40 accesorios originales, la exposición, que abre sus puertas este 10 de mayo y se exhibirá hasta el próximo 19 de agosto, explora los asombrosos paralelismos entre ambas figuras que, a pesar de pertenecer a épocas distintas, han marcado un antes y un después no solo en la moda italiana, sino también a nivel global.

La conexión de lo histórico con lo moderno subraya las afinidades y las diferencias entre dos mujeres que constantemente han utilizado la moda como vehículo para provocar y confrontar las convenciones estándares de gusto, belleza, glamour y feminidad», señala Andrew Bolton, comisario junto a Harold Koda de la muestra organizada por el Costume Institute.

La nueva sensación del MET está, de hecho, inspirada en los artículos satíricos que el artista mexicano Miguel Covarrubias escribió en la década de los años 30 para la revista Vanity Fair sobre el encuentro imaginario entre Stalin y la misma Schiaparelli, tras un controversial viaje que la diseñadora realizó en 1935 a la Unión Soviética. Con el objetivo de potenciar esta línea, el recorrido de la exposición va acompañado de una serie de ocho vídeos en los que se reproducen conversaciones hipotéticas entre la propia Prada y una Schiaparelli interpretada por la actriz Judy Davis, quien da voz a frases de su biografía.

Dividida en tres espacios, la muestra arranca con una serie de diseños compuestos por partes de arriba de una de las grandes diseñadoras de entreguerras y piezas de debajo de Prada, en un intento de cortar el espacio temporal entre ambos genios y fusionar su trabajo como si de una sola mente se tratara.

En la segunda galería, se hallan unos paneles comparativos con diferentes conceptos que indudablemente han definido sus obras, como la influencia de uniformes propiamente masculinos para promover una estética minimalista que niega y a la vez realza la feminidad o la idea de subversión a los estándares clásicos de belleza. «Si algo he hecho, es convertir lo feo en atractivo. La mayor parte de mi trabajo tiene que ver con la destrucción -o al menos deconstrucción- de la idea tradicional de belleza. La moda fomenta estereotipos, pero yo quiero separarlos», explica Prada, doctorada en ciencias políticas y al frente de la firma familiar desde el año 1978.

En una misma línea, la fallecida Schiaparelli, quien trabajó en París desde los años 20 hasta que su negocio cerró en 1954, «cuenta» cómo de niña fue tachada constantemente de ser fea y cómo esta vivencia tuvo un peso influyente en sus creaciones, en las que llegaría a contar con la participación de célebres artistas como Salvador Dalí o Jean Cocteau.

Completan la galería los conceptos de adopción de una sensibilidad juvenil para desafiar las expectaciones ligadas con la edad, la admiración por la antigüedad y la influencia de culturas orientales en tejidos y siluetas reflejados, por ejemplo, en saris y sarongs.

En un último espacio, la colección ilustra cómo las dos diseñadoras desdibujan la silueta femenina de la mano de prácticas surrealistas y sus disparidades de opinión alrededor del término moda, interpretado por Schiaparelli como una forma pura de arte mientras que Prada lo entiende simplemente como una práctica creativa.

La exposición del Costume Institute va cada año acompañada de una de las galas más esperadas de la ciudad de Nueva York por la que desfilaron a lo largo de las escalinatas del Museo Metropolitan diferentes celebrities y personalidades relacionadas con la moda y el espectáculo. Fuente: DPA

Se inauguró el Costume Institute Gala del Museo Metropolitano de Artes de Nueva York

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here