Lima Airport Partners incumple obligaciones con el Estado Peruano

0
390
Aeropuerto Internacional Jorge Chávez

(Aeronoticias).- El Presidente del Instituto de Derecho Aéreo (IPDA), Julián Palacín Fernández, Abogado del Estudio Jurídico Palacín, especialista en asuntos de Aviación y Aeropuertos, expresó que en defensa de los intereses del Estado peruano en el cumplimiento de las obras pendientes de ejecutar en el Aeropuerto Internacional Jorge Chávez (AIJCH), viene realizando una evaluación del estado de ganancias y pérdidas de la concesionaria Lima Airport Partners (LAP), utilizando para los años 2001-2008 el Informe ESAN (2011), y para los años 2009 y 2010 está basado en la Memoria de LAP; y para el periodo 2012-2019 los Informes de Desempeño (OSITRAN).

Recordó, que LAP se obligó con el Estado peruano desde que recibió los terrenos en octubre del 2018 a construir la segunda pista del AIJCH, Ver: Presidente Martín Vizcarra participó de la firma del acta y entrega de terrenos para el inicio de las obras de ampliación del Aeropuerto Internacional Jorge Cháv, sin embargo estas obras 2 años después no se han construido con el agravante de que LAP, según Carta LAP-GRE-C-2020-0371 a OSITRAN, ya no quiere cumplir con sus obligaciones aduciendo fuerza mayor.

Es importante destacar, dijo Julián Palacín Fernández, que cuando el Presidente de la República, Martín Vizcarra, cumplió con entregar el 100% de los terrenos a LAP en octubre del 2018, la concesionaria del AIJCH, ese año tuvo 94 millones de dólares de utilidad neta luego de pagar los ingresos de operación, la retribución del 46.51% al Estado peruano, la retribución a CORPAC, sus gastos operativos, sus gastos de operación, gastos financieros, impuesto a la renta, etc.

Destacó que LAP, en el año 2019 tuvo una utilidad neta de 91 millones de dólares, es decir, en 2 años sus utilidades superaron los 186 millones de dólares, que le daba la liquidez suficiente para construir la segunda pista, el nuevo Terminal y la nueva Torre de Control, que debieron estar listas antes de diciembre del 2020, dijo el Jurista.

Exhortó al Ministro de Transportes y Comunicaciones, Carlos Estremadoyro, a que en defensa de los intereses del Estado oficie a OSITRAN y solicite copia de la Carta LAP-GRE-C-2020-0371 a OSITRAN del 03 de agosto del 2020, en donde la concesionaria le solicita al regulador suspensión de sus obligaciones establecidas en el Contrato de Concesión en el marco del evento de fuerza mayor (EFM) por el COVID-19 y le piden al Perú, que le posterguen el pago de la retribución del 46.51%. que significó un ingreso para el MTC entre el 2018 y 2019 de más de 700 millones de dólares, asimismo solicitan que se postergue el pago de la retribución a CORPAC, que entre el 2018 y 2019 significó pagos por servicios de control de tránsito aéreo, ayudas a la navegación aérea y radiocomunicaciones aeronáuticas por más de 80 millones de dólares y le pidieron además la suspensión de la construcción de la segunda pista y el nuevo Terminal.

Nosotros sostenemos en defensa de los intereses del Estado peruano, de la industria aérea y del futuro del turismo en el Perú -dijo-, que contractualmente Lima Airport Partners (LAP), debió cumplir con sus obligaciones con el Estado peruano entre el 14 de octubre del 2018 hasta el 14 de octubre del 2020, en un contexto en donde tuvo la liquidez de haber tenido utilidades netas por 186 millones de dólares, sin embargo, incumplió sus obligaciones y ahora pretende aducir la fuerza mayor por el COVID-19 para no cumplir sus compromisos de inversión, es decir, la segunda pista del AIJCH y el nuevo Terminal.
Lima Airport Partners le dice a OSITRAN que no puede presentar ningún proyecto viable económicamente a algún banco que la está dispuesta a financiar, debido a que, el elemento esencial para acreditar la viabilidad de este es la estimación de la demanda de pasajeros que sustenta el modelo de negocio, pero no le dice a OSITRAN que entre el 2001 al 2020 tuvo 539 millones de dólares en utilidades.

Sostenemos, que LAP con su Carta LAP-GRE-C-2020-0371 a OSITRAN, está pretendiendo incumplir sus obligaciones de inversión en el Contrato de Concesión del Aeropuerto Internacional Jorge Chávez (AIJCH), perjudicando y afectando el modelo económico del actual Gobierno de reactivación de la economía con inversión pública y privada, creo, dijo Julián Palacin Fernández, que es un tema de Soberanía del Estado en el ámbito aeroportuario y creemos que el MTC debe hacer respetar las obligaciones de inversión y el cumplimiento de las Cláusulas contractuales, ya desde que el Gobierno le entregó el 100% de los terrenos el 14 de octubre del 2018, es decir hace casi 2 años, LAP tuvo el tiempo suficiente para construir las obras, sin embargo muchas notas periodísticas y difusión comunicacional, pero hoy 2 años después la segunda pista y el nuevo Terminal no están construidos.


Recordamos, que LAP firmó Contrato de Concesión con el Estado peruano el 14 de febrero del 2001 y en mi caso, dijo Julián Palacin, cuando fui Presidente de la Corporación Peruana de Aeropuertos y Aviación Comercial (CORPAC) 2002-2003, me opuse a la Adenda 4 al Contrato de Concesión “y esperaron mi salida para firmarla con la complacencia de la Presidencia del Directorio de CORPAC de un a fin” para firmar esta Adenda, que es vergonzosa para la historia en la defensa de los intereses del Perú en 2 puntos, primero que el Estado peruano avalaba un préstamo a una empresa privada para que construya la segunda pista, segundo que si los avances tecnológicos lo permitían esta no se construiría, es decir, ya en esa época el concesionario LAP le pedía al MTC y el Estado peruano aceptada, es inentendible como se pactaba contra el Perú -dijo-.

La intención contractual de no construir la segunda pista es de larga data y nosotros creemos que la razón de la concesión fue precisamente la construcción de la nueva pista de aterrizaje y el nuevo Terminal, ya que necesitamos un aeropuerto al 2030 de 50 millones de pasajeros y para ello el Estado no debe permitir el incumplimiento de las obligaciones de LAP previstas en el Contrato de Concesión original y ahora que han pasado casi 20 años y la concesionaria LAP ha tenido utilidades por 539 millones de dólares, le plantea al Estado peruano mediante la Carta LAP-GRE-C-2020-0371 a OSITRAN, no hacer las obras hasta que aumente el tráfico, es decir, con esta tesis llegaremos la 2030 sin segunda pista de aterrizaje y sin nuevo Terminal de pasajeros.


Por último, jurídicamente la actual controversia contractual que ha generado la Carta LAP-GRE-C-2020-0371 de LAP a OSITRAN, pasa necesariamente por interpretar de manera adecuada las condiciones contractuales previas, el contenido del Contrato, las Adendas, la fecha de entrega de los terrenos el 14 de octubre del 2018, los comportamientos históricos de ambas partes, las previsiones contractuales y la determinación del verdadero contenido de sus respectivas obligaciones y las consecuencias de sus actos en el curso de la relación contractual 2001-2020.

Nosotros pensamos que el MTC y OSITRAN no deben aceptar bajo responsabilidad la Carta LAP-GRE-C-2020-0371 y la Dirección de Concesiones del MTC, le debe exigir a LAP que cumpla en los próximos 2 años con sus compromisos de inversión pendientes de ejecutar desde el 14 de octubre del 2018 y no pueden pedir ningún tipo de exoneración, ya que según el documento que publicamos, sus utilidades históricas de 539 millones de dólares, le hubieran permitido, inclusive, construir una tercera pista de aterrizaje, en fin es un tema contractualmente controvertido y abrimos el debate por ese país maravilloso llamado Perú que requiere que sus hijos lo construyan con dignidad y en la búsqueda del bien común.

Por Julio Herrera.

Fuente: Portada Hispana.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here