Recomiendan una cuidadosa higiene para evitar la conjuntivitis

0
165

(Aeronoticias).- A fin de disminuir el riesgo de contraer la conjuntivitis, un grupo de profesionales oftalmólogos, recomendó al público lavarse bien las manos con jabón antiséptico y utilizar toallas de papel, así como evitar el uso de maquillajes y lentes de contacto.

Con el incremento del calor ante la llegada del verano, los especialistas de Oftalmosalud señalan que para disminuir la incomodidad que produce el escozor y el picor en los ojos, es conveniente utilizar compresas de agua tibia o fría.

Los principales síntomas de la conjuntivitis son el ojo rojo y lagrimeo. Asimismo, se puede presentar ardor, picazón y la sensación de tener un cuerpo extraño dentro del ojo. La sensibilidad a la luz es otro de los síntomas de esta afección.

Por otro lado, si la infección es bacteriana se presenta una gran cantidad de secreciones amarillas o verdes, mayormente durante la noche, que pueden pegar las pestañas.

De presentarse los síntomas, es necesario acudir a un especialista ya que si la infección es bacteriana solo el oftalmólogo podrá administrar el  tratamiento con colirios antibióticos o pomadas antibacterianas, de acuerdo al tipo de conjuntivitis presentada.

Generalmente, la conjuntivitis se cura entre la 1 o 2 semanas, y es importante tratarla para prevenir contagios y complicaciones. De hecho, a veces el especialista toma una muestra de la secreción para analizarla y determinar cuál será el tratamiento más adecuado.

La conjuntivitis es una inflamación de la conjuntiva, el tejido transparente que recubre el ojo y la superficie interna de los párpados. Puede ser de origen infeccioso (provocada principalmente por bacterias o virus) o no infeccioso.

Los tipos más frecuentes de conjuntivitis no infecciosa son la conjuntivitis alérgica (causada por una reacción alérgica) y la conjuntivitis irritativa (provocada por cualquier sustancia  que pueda irritar los ojos, como la contaminación, químicos o el cloro de las piscinas).

Los especialistas precisan que la conjuntivitis más común es la infecciosa, causada por bacterias que normalmente viven en la nariz o en la piel, más frecuente en verano e invierno, suele presentarse con gran inflamación y presencia de legaña amarillenta o verdosa, con un tiempo de incubación aproximado de 7 días.

En algunas ocasiones la infección puede comprometer los párpados y otras estructuras oculares, generando la celulitis orbitaria.
Las conjuntivitis viral, tiene una duración de 7 a 14 días, se presenta con enrojecimiento de los ojos a veces tipo hemorragia, lagrimeo, fotofobia y presencia de legaña de color blanquecina, y generalmente se presenta en los niños tras un cuadro infeccioso respiratorio.

Las alérgicas son más frecuentes en primavera y otoño. El paciente presenta antecedentes familiares y/o personales de asma bronquial, rinitis, eczemas, alergia a polvo, pólenes, ácaros, descamación de la piel, epitelio y pelo de mascotas, edificios antiguos y húmedos, sótanos, desván y algunos productos de belleza.

Las conjuntivitis irritativas, son una reacción exagerada de la conjuntiva a un agente externo normalmente irritante (humos, vapores, emanaciones, etc.).

Se produce en personas muy sensibles a los productos químicos utilizados en piscinas, o expuestas a humos, vapores o emanaciones. Por otra parte, algunos de estos irritantes pueden agravar los síntomas de una conjuntivitis alérgica.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here