Mar Bolivia: Argentina solidaria; Bolivia alborozada y Chile irritado

0
22
(Aeronoticias).- Diversas repercusiones han empezado a surgir en el mapa sudamericano a raíz de la entrega de una porción del litoral peruano a Bolivia para que este país rompa su secular  encierro y tenga acceso al mar en un lugar denominado Mar-Bolivia, en el puerto de Ilo, departamento de Moquegua, cercano a la frontera con Chile.
Así, el jefe de la diplomacia de la república Argentina, Héctor Timerman, quien se encuentra en Lima en visita oficial trayendo una invitación de la presidenta de su país, Cristina Fernández, para que su par peruano, Alan García, viaje a Buenos Aires el próximo mes de Marzo, testimonió su personal agrado por dicho gesto.
“No se lo que piensan en Chile. Sí sé lo que pienso yo y Argentina. Este gesto está por encima de todos los conflictos”, subrayó, añadiendo enseguida “si podemos defender a otro país, lo vamos a ayudar”.
 
Mar Bolivia: Argentina solidaria; Bolivia alborozada y Chile irritado

 

En Bolivia, el ex presidente Jaime Paz Zamora, quien inauguró este enclave sobre el Pacífico hace 28 años y ahora se renueva, ampliado, por los presidentes Alan García y Evo Morales, dijo que Mar-Bolivia significa una gran ventana hacia el mar que posibilitará la recuperación de la cualidad marítima que su país perdió en una guerra con Chile hacen más de cien años.
“Una vez más el Perú ha dado un gesto generoso y ahora dependerá de los bolivianos consolidar esta oportunidad y llevar adelante todo lo que significa que nuestra bandera flamee sobre el mar al lado de la del Perú, como países hermanos que son”, manifestó  Paz Zamora.
Simultáneamente, en La Paz, el ministro de la Presidencia, Oscar Coca, convocó a los empresarios y gremios bolivianos para que se animen a invertir en Mar-Bolivia donde podrán levantar un polo turístico e industrial, como hoteles y otros centros de negocios dentro de la zona franca que gozará de libertad de impuestos.
“Es un sueño, un deseo de que tengamos allá hoteles bolivianos y si el Estado (boliviano) tiene que hacer algo allá en cuanto a normativa y otros, lo hará y secundará a los empresarios dispuestos a apostar por este esfuerzo”, acotó.
En Chile, las reacciones fueron más bien negativas, mostrando inquietud y hasta irritación ante el encuentro de los presidentes Alan García y Evo Morales, de Perú y Bolivia, respectivamente, quienes suscribieron la ampliación del proyecto Mar-Bolivia que tendrá una vigencia por 99 años renovables para beneficiar a ambos países.
De esta manera, el presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores del senado chileno, Hernán Larraín, llegó a calificar como un “intruso” al mandatario peruano por interesarse en dar solución al problema de la mediterraneidad de Bolivia, otorgando al país altiplánico una salida al mar, salida que ha sido negada por Chile en todos los idiomas, cuantas veces la solicitó Bolivia en los foros internacionales con  la premisa que Chile jamás le dará a Bolivia “ni un grano de arena con soberanía”, tal como lo dijo recientemente el presidente Salvador Piñera, quien sin embargo ha manifestado ahora, desde Londres, que su país ve el caso de Mar-Bolivia como una mirada hacia la unión futura de los tres países.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here