Diálogo familiar del adolescente

0
89

En una clase de comunicación la profesora pregunta a sus alumnos ¿cuánto tiempo dedican para dialogar con sus padres? Uno de ellos llamado Lucas responde sin pensar mucho “yo sólo unos minutos en la hora del almuerzo”; la profesora interviene y le pregunta ¿sobre qué dialogan? Lucas dice “ah, a veces sobre mis estudios me preguntan cómo estoy yo les digo bien, otras veces sobre el deporte, la política  y así pasan los minutos, pero yo me comunico más con mis amigos.”

Muchas veces se dice que el tiempo dedicado a los hijos, importa solo en calidad, pero a pesar que esto es importante, también lo es la cantidad e intensidad. Los adolescentes son, en parte lo que los padres les han enseñado a ser, como seres humanos, como personas, seres con una capacidad de elección y acción.

Algunos requisitos para que se de el dialogo: La reciprocidad y la libertad; el afecto, el respeto, la capacidad de escuchar, la comprensión, la confianza y la voluntad.

Habilitar el diálogo con los hijos, implica estar con ellos de forma integral, en cuerpo y mente, darle sus tiempos, prestarle atención a sus demandas, pero también  a cosas más simples como: sus chistes, sus historias, compartir con ellos una película o la música  que les gusta, buscar compartir algún juego, ya sea de cartas o computadora. Además de escucharlos también es bueno, contarles como fue nuestro día, nuestras alegrías y también frustraciones y proyectos. Una buena familia, comienza con un buen ejemplo de los padres.

Una casa será fuerte e indestructible cuando esté sostenida por estas cuatro columnas: padre valiente, madre prudente, hijo obediente, hermano complaciente. (Confucio)

 

Diálogo familiar del adolescente

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here